El 90% de las trabajadoras transexuales del sexo ha sido víctima de agresiones verbales y más de la mitad ha sufrido violencia física.

Según un reciente estudio más del 80% de las mujeres transexuales en España tiene la prostitución como única salida laboral. En los planes contra la marginación sexual, no existen políticas concretas que ayuden a combatir el hecho de que ser mujeres transexuales es dedicarse a la prostitución, o si no no comen.

Uno de los estigmas de la mujeres transexuales es la prostitución , ya que no la ejercen como algo voluntario, sino como una consecuencia de esta exclusión laboral que obliga a prostituirse al 41% de los casos consultados. De hecho el 15% de las mujeres transexuales solicitan la operación de reasignación de sexo.

La mayoría de las servidoras del sexo transexuales son procedentes de países de America latina como: Argentina, Ecuador, Colombia , Brasil, Venezuela, Cuba, Mexico. También hay chicas procedentes de Tailandia, China, Japón, países árabes, Turquía, Siria, Marruecos y por minoría españolas y rumanas.

Todas se hormonan y lo han echo durante más de cinco años, pero solo una de cada cinco lo hace bajo control médico , la mayoría de las mujeres transexuales no tienen claro la posibilidad de acceder a la cirugía de cambio de sexo.

Paradójicamente, las que conocen esta posibilidad admiten que una operación sería contraproducente «ya que originaria una perdida de clientes» «la operación les equiparía a las trabajadoras del sexo biológicas, impidiéndoles ofrecer determinados servicios que son mejor pagados» afirman ellas.

En estos cuatro videos se refleja la realidad de las mujeres transexuales, su día a día en el trabajo de la prostitución y como se enfrentan a  la sociedad y a la discriminación que sufren. La  única salida que encuentran es ejerciendo la prostitución.

Muchas afirman que por parte de lo clientes que consumen el trabajo sexual, sufren una gran discriminación en la calle ya que las miran con aspecto machista, discriminatorio, odiado…etc,. Gran parte de ellas son conscientes que de día son odiadas por la sociedad y de noche son deseadas.

Cuesta entender que clientes que practican servicios con las mujeres transexuales  tengan un cierto desprecio hacia ellas ante la sociedad y al anochecer recurran a sus servicios. Esta es la pura realidad que viven las mujeres transexuales y que han vivido durante años.

«Si cambias tu mirada, cambiará mi realidad»